Nuevas inspecciones de Consumo a los establecimientos de Andalucía

Inspecciones de consumo a establecimientos de Andalucía

La Dirección General de Consumo de la Junta de Andalucía va a comenzar una nueva campaña del Plan de Inspección de Consumo para este año 2019. Dentro de este plan, se prevé la realización de 26 campañas específicas que cubrirán controles en, aproximadamente, 9000 establecimientos de toda Andalucía. Entre estas inspecciones de consumo en Andalucía, 2395 se llevarán a cabo en locales de venta de productos alimenticios e industriales, en mercados de abastos y en otros destinados a prestaciones de servicios.

Campaña 2019 de inspecciones de consumo en Andalucía

En este marco de la campaña de inspecciones de consumo en Andalucía, los técnicos contrastarán el cumplimiento de la información sobre los precios y otros requisitos que afectan a los productos y servicios a disposición de los clientes. Entre los controles que realizarán los servicios de inspección están:

  • Revisión de la existencia de hojas de reclamaciones y los carteles que lo anuncien.
  • Comprobación general de precios. Entre estas tareas están la publicidad de los productos y la información sobre el Precio por Unidad de Medida (PUM).
  • Asegurar que los establecimientos disponen de los correspondientes justificantes de pago y facturas para sus clientes. Además, mirarán que estén incluidos todos los datos obligatorios.
  • Comprobar que todos los establecimientos disponen de los carteles obligatorios de “Prohibido fumar”. Además de comprobar que ningún local permite esta práctica en su interior, como así lo exige la Ley de Medidas Sanitarios frente al Tabaquismo.

Inspecciones y verificaciones técnicas en básculas y balanzas

Una de las líneas de actuación de esta campaña de inspecciones de consumo a establecimientos de Andalucía se centra en el control de las básculas. Los técnicos de Consumo examinarán el buen funcionamiento de las básculas y balanzas. Asimismo, comprobarán que cuentan con la etiqueta de verificación periódica en vigor y dentro de la normativa aplicable a los instrumentos de pesaje.

En el siguiente enlace le dejamos toda la información sobre el procedimiento de verificación de básculas y los detalles de su etiquetado.

Según la normativa vigente, las básculas deben pasar por una revisión técnica cada dos años. En ésta se comprobará su correcto funcionamiento, conforme a la regulación del Centro Español de Metrología
(CEM)
, y se le asignará una etiqueta que acredita que el instrumento está preparado para estar en servicio de manera legal. AIVT es uno de los organismos verificadores acreditados por el CEM e inscritos en el Registro de Control Metrológico con licencia 04-OV-0003.

Solicítenos presupuesto para realizar las verificaciones periódicas de todas sus básculas y balanzas de cara a las futuras inspecciones de consumo en Andalucía.

Calibración en básculas

Calibración de básculas

La calibración en las básculas se realiza a través de un conjunto de ensayos que determinan los posibles errores de medida y las correcciones que hay que llevar a cabo. A diferencia de la verificación, la calibración puede llevarse a cabo por laboratorios no oficiales y recibe un etiquetado y un plazo de periodicidad distinto.

Aspectos generales en la calibración de básculas

Como comentábamos, la calibración de una báscula consiste en la aplicación de cargas de ensayo en el instrumento de pesaje bajo unas condiciones específicas. Con el resultado se determina el error o variación de la indicación y se evalúa la incertidumbre de medida atribuía a los resultados. Para realizar una correcta calibración hay que tener en cuenta ciertos aspectos generales.

1. Rango de calibración de la báscula

Por lo general, la calibración de la báscula se realiza del rango de pesaje completo. Por otra parte, el cliente puede solicitar el examen de cierta parte del campo de pesaje, limitando la calibración por una carga mínima y máxima o por cargas nominales individuales.

2. Lugar de calibración

La calibración debe realizarse en el lugar de uso del instrumento de pesaje. En la mayoría de las básculas, el comportamiento y los valores resultados se ven afectados si se colocan en un sitio distinto. Por lo tanto, la calibración dejaría de ser válida si se realiza en un espacio distinto al que va a estar en uso. Esto sucede por tres posibles efectos:

  • La diferencia en la aceleración de la gravedad en el local.
  • Las variaciones en las condiciones ambientales del espacio de trabajo.
  • Distintas condiciones mecánicas y térmicas durante el transporte de la báscula.

3. Condiciones previas a la calibración

La calibración de la báscula sólo `podrá realizarse cuando se den todas las condiciones que detallamos a continuación:

  • La báscula puede identificarse fácilmente.
  • Todas las funciones del instrumento están libres de efectos contaminantes y funcionan correctamente.
  • Los resultados que muestra no son ambiguos y pueden leerse correctamente.
  • Las condiciones del lugar de uso son las adecuadas para que el instrumento pueda operar. Es decir, sin corrientes de aire, vibraciones, con estabilidad en el lugar de emplazamiento, etc.
  • La báscula debe llevar encendida el tiempo necesario para estar caliente y lista para operar.
  • Debe estar nivelada.
  • El instrumento de pesaje no automático debe haber estado sometido a su carga máxima permitida al menos una vez.

Procedimiento en la calibración de básculas

Para que la calibración sea precisa, el usuario de la báscula debe asegurar que durante los ensayos se dan las condiciones habituales de uso de la báscula. De este modo aseguramos que los efectos perturbadores están incluidos en los valores medidos y, por tanto, en la incertidumbre obtenida.

Cuando todos los aspectos anteriores se han comprobado y las condiciones son las correctas, se procederá a la calibración de la báscula. Hasta el momento, la calibración de instrumentos de pesaje no automáticos se realiza con pesas patrón correctamente calibradas y autorizadas. Éstas servirán para realizar los ensayos sobre el receptor de carga de la báscula, teniendo en cuenta el efecto de empuje del aire y los efectos de convección que pueden afectar a las pesas.

Las cargas de ensayo se llevarán a cabo con patrones de masa trazables o por cargas de ensayos comparativos, menos usados que los primeros. Por lo general, los ensayos en la calibración se realizan para determinar la repetibilidad de los resultados, los errores de los mismos, y el efecto sobre los resultados si aplicamos la carga en un punto diferente del receptor de carga (zona donde se colocan los objetos que van a pesarse).


En AIVT Agroibérica Ingenieros Verificaciones Técnicas realizamos las calibraciones y las verificaciones técnicas de sus instrumentos de pesaje no automáticos. Nuestra experiencia y la acreditación ENAC garantizan la calidad y seguridad de nuestros servicios y nos avalan como entidad autorizada para realizar el control metrológico legal de instrumentos de pesaje, entre otros.

Cómo se realiza la verificación de básculas

Verificación de básculas

Las básculas son uno de los instrumentos de pesaje de funcionamiento no automático (IPFNA). Según la normativa vigente, las básculas deben pasar por una revisión cada dos años, o antes si se someten a alguna modificación o arreglo. Los instrumentos de pesaje no automáticos, como las básculas, deben cumplir con una serie de requisitos para estar en funcionamiento de manera legal. Si esto es así, podrán ponerse en marcha y superar favorablemente cada dos años el procedimiento de verificación de básculas, conforme a la regulación del Centro Español de Metrología
(CEM)
. A continuación veremos cómo se realiza la verificación de básculas y que procedimientos deben superar.

Procedimiento de verificación de básculas

El procedimiento de verificación de las básculas se compone de una serie de trámites y actuaciones que deberá superar el instrumento para poder seguir en funcionamiento. La no superación de uno de ellos durante el examen metrológico supondrá la imposibilidad de continuar con los siguientes y, por consiguiente, la inhabilitación del mismo. El proceso de verificación se divide en un examen administrativo y un examen metrológico. Cuando ambos hayan sido superados, el sistema de medida será precintado para impedir cualquier posibilidad de modificar sus características metrológicas.

Examen administrativo

Supone la identificación completa de la báscula y la comprobación de que reúne los requisitos exigidos para estar legalmente en servicio. Esta información debe estar recogida en en el boletín de identificación oficial, y coincidir con los datos reflejados en la propia báscula. Los datos a comprobar son los siguientes:

  • El instrumento posee la aprobación de modelo o aprobación CE de modelo.
  • La báscula ha superado la verificación o declaración CE de conformidad. Debe estar reflejado en la placa de identificación.
  • Ha superado la verificación después de reparación o modificación, o la verificación periódica en los plazos establecidos en la Orden de 27 de abril de 1999 , acreditándolo a través de su marcado y certificaciones correspondientes.
  • Dispone de una placa de características con todas las indicaciones descriptivas necesarias.
  • Los precintos de las básculas corresponden en número y posición con el certificado de aprobación CE de modelo. Conservan su integridad y llevan la marca del organismo verificador o reparador autorizado.

Si el organismo verificador, como AIVT, comprueba que existen anomalías o carencias en estos datos, los pondrá en conocimiento del dueño del instrumento para que subsane los errores en un plazo limitado. Esto no supondrá la interrupción del procedimiento de verificación, pero sí conllevará la no superación de la verificación si no se resuelven los errores dentro del plazo establecido.

Examen metrológico

Si los instrumentos superan el examen administrativo y cumplen con los requisitos generales para la realización de ensayos, el organismo autorizado comenzará con la verificación técnicas de las básculas. El examen metrológico legal en básculas se divide en una serie de patrones de ensayos. El instrumento de pesaje deberá superar cada ensayo para continuar con el siguiente. De lo contrario, se interrumpirá el proceso de verificación hasta que la báscula sea reparada. Todos estos procedimientos se realizarán conforme a los establecidos por la norma UNE-EN 45501.

  1. Ensayo de la exactitud de los dispositivos de puesta a cero y de ajuste de tara.
  2. Ensayo de pesaje a temperatura ambiente. Su objetivo es la determinación de la curva de características en todo el campo de medida, así como los errores de indicación para las cargas ensayadas durante la verificación de las básculas.
  3. Un ensayo de tara, donde comprobarán el efecto de desplazamiento de la curva de características al actuar el dispositivo.
  4. Ensayo de repetibilidad. Supone la comprobación de la aptitud del instrumento para suministrar resultados idénticos para una misma carga. Esta carga será colocada y desplazada varias veces sobre el dispositivo receptor de carga para asegurar que no haya diferencias.
  5. Un ensayo de excentricidad para comprobar los resultados que se obtiene al colocar una misma carga en diferentes puntos de aplicación.
  6. Ensayos de movilidad y sensibilidad, donde medirán la aptitud de las básculas para detectar pequeñas variaciones de carga.

En los casos donde el organismo verificador considere necesario porque los resultados son dudosos, se llevarán a cabo ensayos adicionales para valorar la exactitud de las medidas suministradas por los instrumentos.

Además, si las básculas tienen incorporados calculadores de precios, impresoras u otros dispositivos periféricos conectados, se examinará su buen funcionamiento.

Etiqueta de verificación de básculas

Las básculas verificadas que hayan superado los exámenes positivamente deberán llevar adheridas una etiqueta. Esta etiqueta acredita que el instrumento está preparado para estar en servicio de manera legal porque cumple con los requisitos de la verificación de básculas. Las características y datos de la etiqueta son comunes para todas las básculas:

  • De material resistente a agentes externos.
  • De tipo adhesivo, pegada en una zona visible de la báscula o del elemento de instalación que la soporte.
  • El material del que esté hecha deberá romperse cuando se despegue de la báscula para evitar su reutilización.
  • Tendrá forma rectangular con unas dimensiones mínimas de 60×70 milímetros.
  • El mes y el año de la parte superior corresponden a la fecha donde se realizó la verificación. Estarán perforados el mes y el año que corresponda.
  • Los meses y años de la parte inferior marcan la fecha en la que deberá realizarse la próxima verificación, estando perforados el mes y año que corresponda.
  • Incluirá el número identificativo y el sello del organismo verificador, como AIVT.

Si necesita más información o tiene dudas sobre su báscula puede ponerse en contacto con nosotros a través de nuestro formulario de contacto o llamando al 955440441

Inspección de instrumentos de pesaje

inspección de instrumentos de pesaje

 Los titulares de instrumentos de pesaje tienen la obligación de solicitar la verificación técnica periódica cada dos años a partir de su puesta en servicio. Si el instrumento está reparado, el poseedor debe informar  a las autoridades competentes y superar, una vez reparado, una verificación previa. Se distinguen dos tipos de instrumentos: los automáticos y los que requiere la intervención de un operador para su funcionamiento. Hablaremos de los instrumentos de pesaje y todo lo que debes saber sobre las inspecciones obligatorias.

Conceptos

El Gobierno define en el Real Decreto 244/2016 del 3 de junio el instrumento de pesaje como aquel que sirve para determinar la masa de un cuerpo utilizando la acción de la gravedad sobre dicho cuerpo. Un instrumento de pesaje también puede determinar otras cantidades, magnitudes, parámetros o características relacionadas con la masa.  

La metrología legal es “el campo de la metrología que contempla las actividades por las que se establecen las exigencias legales sobre las medidas, unidades de medida, instrumentos de medida y métodos de medida, cuyos resultados puedan tener influencia sobre la transparencia de transacciones comerciales, la salud o la seguridad de consumidores y usuarios, así como sobre el medio ambiente”.

El Centro Español de Metrología (CEM)

La Verificación Técnica

Este tipo de actividades se realizan bajo una supervisión autorizada para garantizar la realidad de los resultados y que cumplan la normativa nacional y europea. AIVT son las siglas de Agroibérica Ingenieros Verificaciones Técnicas, un organismo en proceso de ser autorizado para la verificación metrológica. Ofreceremos servicios de verificaciones para instrumento de pesaje de funcionamiento no automático, surtidores de combustible y de compuesto de urea y de manómetros analógicos y digitales. Se distinguen dos tipos de instrumentos los automáticos y los IPFNA.

Instrumentos de pesaje de funcionamiento no automático (IPFNA)

Se trata de instrumentos que necesitan de la intervención de un operador para su funcionamiento. Generalmente, a la hora de colocar y retirar la carga sobre el receptor de carga del aparato. Por ejemplo las balanzas.

En la ORDEN de 27 de abril de 1999 por la que se regula el control metrológico del Estado sobre los instrumentos de pesaje indica a qué instrumentos IPFNA se le aplican las fases de control técnico. Están obligados a la superación de la inspección los instrumentos de este tipo que persigan ciertas finalidades.

Instrumentos de pesaje obligados a inspección:

  • Realización de transacciones comerciales.
  • Cálculo de tasa, aranceles, impuestos, primas, multas, remuneraciones, indemnizaciones y otros tipos de cánones similares.
  • Aplicación de normas o reglamentaciones, así como realización de peritajes judiciales.
  • Pesaje de pacientes por razones de control, de diagnóstico y de tratamiento médico.
  • Preparación farmacéutica de medicamentos por encargo, así como realización de análisis efectuados en los laboratorios médicos y farmacéuticos.
  • Determinación del precio o importe total en la venta directa al público y la preparación de pre envasados.

Requisitos que deben cumplir los instrumentos de pesaje

En el anexo VI del Real Decreto 244/2016 del 3 de junio aparecen los requisitos esenciales que deben cumplir los instrumentos utilizados para la los dispositivos indicadores de la pesada para el vendedor y el cliente.

A continuación nombraremos los requisitos generales:

  1. Diseño y fabricación. Los instrumentos tendrán que realizarse de tal manera que conserven sus cualidades metrológicas. Se debe indicar el valor de masa.
  2. Cuando estén expuestos a perturbaciones, los aparatos electrónicos no causaran fallos significativos o los señalará automáticamente.
  3. Los requisitos mencionados en los puntos anteriores se cumplirán con carácter permanente durante un periodo normal de tiempo, conforme al uso a que están destinados los instrumentos.
  4. La conexión de un equipo externo al instrumento no perjudicará a las características metrológicas del instrumento.
  5. Los instrumentos no poseerán características que faciliten el fraude.
  6. Los instrumentos de pesaje tienen que estar diseñados de manera que permita la realización rápida de los controles reglamentarios.

Estos son algunos de los requisitos específicos para instrumentos de pesaje:

Aconsejamos tener conocimientos de todos los requisitos para instrumentos de pesaje. Para ello puede visitar el siguiente enlace Apéndice 1 del Anexo 6 de la normativa vigente:

  • Indicación de los resultados de las pesadas de forma exacta.
  • Las unidades de masa utilizadas serán las unidades legales con arreglo al Real Decreto 2032/2009, de 30 de diciembre por el que se establecen las unidades legales de medida.
  • Los resultados impresos se deben identificar adecuadamente siendo la impresión clara, legible, indeleble y duradera.
  • Los instrumentos para el etiquetado de precios deberán reunir las condiciones para la venta directa al público.

Errores permitidos en la verificación técnica de instrumentos de pesaje

El control metrológico, que podrás realizar con AIVT,  abarca dos fases diferenciadas: la comercialización y puesta en servicio; y la verificación después de reparación o modificación y la verificación periódica. Para aprobar estas inspecciones no se deben superar un máximo de errores .

El procedimiento técnico de ensayos para evaluar la conformidad de los instrumentos de pesaje  prohíbe superar un máximo de errores permitidos. Puedes visitar este enlace a continuación y localizar el cuadro 3 sobre errores máximos permitidos en instrumentos de pesaje.

¿Qué es la evaluación de conformidad?

Es la verificación técnica que realiza una empresa autorizada conforme a las normativas de la Unión Europea y el Gobierno del país. Se inspecciona el diseño técnico y se verifica que su cumple con los requisitos anteriormente mencionados. Para realizar esta inspección, el fabricante presentará una solicitud de examen UE de tipo ante un único organismo notificado de su elección. Este organismo se encargará de examinar la documentación técnica que manda el fabricante. También efectuará o hará que se efectúen los exámenes y ensayos oportunos.

Este examen UE de tipo se podrá realizar de tres formas según la norma:

  • El examen de una muestra representativa de la producción prevista del instrumento completo (tipo de producción).
  • La evaluación de la adecuación del diseño técnico mediante documentación técnica y la documentación de apoyo, más el examen de las muestras representativas de la producción prevista de una o varis partes esenciales del instrumento.
  • Evaluación  mediante el examen de documentación mediante examen de la documentación técnica sin examinar una muestra.

Más de 10 años de experiencia avalan el trabajo de AIVT en el terreno de las inspecciones técnicas. Consulta nuestros servicios, apuesta por el peso justo y la profesionalidad.